in

Científicos lo dicen: una copa de vino antes de dormir te ayuda a perder peso

 

Los científicos han descubierto que tomarse un par de copas de vino antes de acostarse podrían ayudarte a perder peso.

Sí, has leído bien. Puede haber una razón legítima para tomarte un vinito al final de un largo día y no solo no sentirte culpable, sino pensando que estás haciendo algo bueno por tu cuerpo.

Los estudios provienen de la Universidad del Estado de Washington y la Escuela de Medicina de Harvard y explican que existe un polifenol llamado “reservatrol” en el vino tinto que nos ayuda en el departamento de pérdida de peso.

Este “reservatrol” convierte la grasa blanca en grasa marrón “que combate la obesidad”, que es mucho más fácil para que el cuerpo se descomponga.

También en el 2015, los investigadores de la Universidad del Estado de Washington pudieron demostrar que un poco de vino tinto antes de acostarse podría ayudar a perder peso. Esta posibilidad que suena como a magia gracias al resveratrol, un polifenol que se encuentra en el vino tinto.

El resveratrol puede ayudar a transformar la grasa blanca persistente en grasa marrón, que es mucho más fácil de quemar. La grasa marrón está formada por células más pequeñas que queman energía para mantener nuestro cuerpo caliente, mientras que la grasa blanca es utilizada por el cuerpo para almacenar energía y es lo que tiende a expandirse cuando aumentamos de peso. Si está tratando de perder peso, cuanta más grasa marrón, mejor y parece que el resveratrol puede ayudar.


Esta capacidad de transformar la grasa blanca en grasa marrón tampoco es el único truco de fiesta del resveratrol. Otro estudio, esta vez realizado con abejas, encontró que cuando a las abejas se les suplementaba la dieta con resveratrol, comían menos y vivían más tiempo. Si bien, es un gran salto pensar que los humanos y las abejas responderán de la misma manera a una sustancia, ciertamente no puede hacer daño tomar una copa de vino o dos con la cena.

Otros científicos llegaron a la conclusión de que beber dos copas de vino al día ayuda considerablemente a disminuir en aproximadamente un 70 % el riesgo de obesidad. Y descubrieron que es mejor tomarlo por la noche porque sus calorías colaboran a que te llenes antes, evitando así los antojos nocturnos.

20+ Imágenes sorprendentes que abren los ojos a los que creían que lo habían visto todo

18 Increíbles fotos ‘vintage’ que muestran cómo la gente trabajaba antes de AutoCAD