Cuando tienes que pagar un alto precio por la perfección

Sea cual sea tu profesión o tu hobby, si quieres ser el mejor no puedes escatimar en esfuerzo ni en el tiempo que le dediques. Otra cosa son los efectos colaterales de ese esfuerzo que, en muchas ocasiones, son un precio a pagar. Un claro ejemplo lo tienes en el mundo de las bailarinas, con cuerpos y movimientos perfectos pero que esconden detrás de esa perfección muchas horas de esfuerzo e incluso daños físicos tallados en su propio cuerpo.

precio-perfeccion-
fuente

precio-perfeccion-001
fuente

precio-perfeccion-002
fuente

Publicidad

precio-perfeccion-003
fuente

precio-perfeccion-004
fuente

precio-perfeccion-005
fuente

precio-perfeccion-006
fuente

precio-perfeccion-007
fuente

precio-perfeccion-008
fuente

precio-perfeccion-009
fuente

precio-perfeccion-010
fuente

precio-perfeccion-011
fuente

precio-perfeccion-012
fuente

precio-perfeccion-013
fuente

precio-perfeccion-014
fuente

precio-perfeccion-015
fuente

precio-perfeccion-016
fuente

precio-perfeccion-017
fuente

precio-perfeccion-018
fuente