Este artista convierte viejos CDs en increíbles esculturas en lugar de tirarlos a la basura

Cualquier idea que implique reciclar cosas que ibas a tirar a la basura es bienvenida, pero si además resulta que vas a reciclar para hacer pequeñas obras de arte, entonces la utilidad es doble. Este hombre llamado Sean Avery es un artista que utiliza como materia prima para sus creaciones viejos CDs que iban a acabar en la basura, y el resultado de sus obras queda tan bien que cuesta trabajo imaginar cómo habrían quedado si hubiera utilizado otros materiales más típicos en el mundo de la escultura.

Sean no solo utiliza CDs, también aprovecha otras partes de ordenadores como discos duros o circuitos, productos muy contaminantes si no se reciclan adecuadamente. En el caso de los CDs, sus brillantes colores y su superficie reflectante crea efectos así de sorprendentes: