Este bebé tiene problemas serios de visión, mira el momento que le ponen sus ‘gafas especiales’

Muchos de nosotros damos las cosas por hechas. El levantarte por la mañana, abrir los ojos y ver la luz del día por la mañana es una bendición tan habitual que casi no somos conscientes de ella.

Aun así, mucha gente no puede ver. Incluso niños pequeños nacen con ceguera o problemas de visión. Esto hace que les sea difícil aprender y disfrutar del mundo que les rodea.

Christian es un bebé con problemas de visión

No ha podido ver bien desde que nación. Los padres y los médicos tardaron un tiempo en darse cuenta de que el pequeño tenía problemas de visión. Él no podía decirles que no veían bien, pero los padres notaron que algo no iba bien.

Lo llevaron al médico y le diagnosticaron un problema, así que le recomendaron llevar gafas.

Muchos no estamos acostumbrados a ver niños tan pequeños con gafas, pero los bebés pueden tener tantos problemas de visión como los adultos. En ocasiones necesitan las gafas porque sus ojos no se han desarrollado bien o no son tan fuertes como para ver correctamente. Muchos solo necesitan llevar las gafas durante un tiempo para hacer que su visión de fortalezca.

Ponerle las gafas a un bebé no es fácil

No puede llevar las gafas de forma normal tal como lo haría un adulto. Se les caería o ellos mismos acabarían quitándoselas accidentalmente o jugando. Incluso podrían romperse y hacer daño al bebé. A los pequeños también les gusta llevarse cosas a la boca para masticarlas, así que le diseñaron unas gafas especiales de plástico.

Sus padres no sabían como iba a reaccionar a las gafas, pero decidieron grabarlo todo en vídeo para capturar su reacción.

 

Una vez que le pusieron las gafas, la cara de Christian se iluminó

Por fin él pudo ver el mundo de forma correcta. Miró alrededor y sonrió y realmente parecía notar la diferencia. Desde luego, los padres estaban extremadamente felices de ver el cambio en su bebé.

Christian pasó los primeros meses de su vida sin poder ver bien

Se había perdido muchas cosas pero ahora, gracias a sus nuevas gafas, puede ver y llevar una vida normal. Sus padres pueden enseñarles cosas y saber que las estaba entendiendo. La vida de Christian iba a ser mucho mejor a partir de ahora.

Por suerte, las gafas ayudan a Christian y su visión se hace mejor a medida que crece

Incluso si tiene que llevar gafas durante toda su vida, seguramente no le va a importar. A medida que crece no va a recordar que hubo una época en la que no podía ver bien antes de llevar sus gafas pero, gracias a que sus padres grabaron este vídeo, podrá saber lo feliz que le hizo este regalo.

20 Cosas nostálgicas que solo entenderán los niños de los ’90

12 Imágenes que prueban que no tienes idea de dónde sale la comida que comes